INDEPENDIENTES DEL PERÙ

9 de Abril, 2008


Publicado el 9 de Abril, 2008, 20:54

35 años, una miseria, eso es lo que vale la vida de 9 estudiantes y un profesor de la Universidad Enrique Guzman y Valle, para más señas, Universidad de Educación, 35 años, una bicoca, sin comparamos con los grandes asesinos contemporaneos en estos últimos 100 años, y a Fujimori que lo quieren dejar limpio de polvo y paja, inocente, hasta que no se demuestre lo contrario. Los violadores de niños / as las penas son de 20 años, por que no les dan cadena perpetua?, que hay que modificar en el Código que nuestro corazón ya no lo este?, que falta?, voluntad política, más amor al prójimo, y un estado eficiente en justicia. Que, no son sus hijos, ni así se entiende, la peor época de dolor que padecimos, sino era los terroristas ya sabemos que era la extrema derecha que venia del gobierno de ese entonces, y que el representante de ese gobierno, ahora está sentado en un banquillo, llevando un juicio por televisión, mismo talkshow, después lo soltaran y andara libre y felíz.

Por Rosablanca, en: General

Publicado el 9 de Abril, 2008, 20:28

Regiones se preparan para reuniones APEC

19/03/2008
A-   A+


Las autoridades regionales y locales de las ciudades que son sedes del Foro APEC 2008 vienen trabajando aceleradamente con miras a que dicha Cumbre Internacional sea atendida en forma eficiente y sin contratiempos.

Para ello, están abocados a preparar diversos eventos de capacitación para el personal que recibirá a los cientos de Delegados extranjeros. Las reuniones sirven, también para destacar lo mejor de cada ciudad en lo que se refiere a oferta exportable de productos y atractivos turísticos, con el fin que sea dada a conocer a las 21 Economías visitantes.

En Tumbes se realizará una reunión técnica de difusión del Foro APEC, el 27 del presente. Dicha ciudad fronteriza será sede de la Reunión del Consorcio de Centros de Estudio de APEC, a llevarse a cabo el 21 de junio del presente. Mientras tanto, en Arequipa va quedando todo listo para las reuniones donde las mujeres líderes de APEC debatirán asuntos relativos a la participación de la mujer en la economía digital, el comercio, las inversiones y los asuntos de género. Estos encuentros se llevarán a cabo en la semana del 9 al 16 de mayo próximos.

En Piura, donde se realizará la 19° Reunión del Grupo de Trabajo de Pesquería y la 21° Reunión del Grupo de Trabajo de Conservación de Recursos Marinos, del 14 al 18 de abril del presente año, el viernes 14 de marzo se realizó el foro descentralizado: “La Región Piura en la Cumbre Perú APEC 2008”, con la presencia del presidente regional de Piura, César Trelles; la alcaldesa provincial de Piura, Mónica Zapata; el asesor de la Secretaría Ejecutiva de Organización de CEAN APEC, Mario Botteri, y el director APEC del viceministerio de Comercio Exterior y Turismo, Julio Chan, entre otras autoridades.

Por su parte, en la ciudad de Tacna se realizará del 17 al 18 de mayo próximos la Reunión de la Red de Puntos Focales para Asuntos de Género (GFPN), bajo la responsabilidad de la CEAN APEC y el Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social. Como un adelanto, el jueves último se dictó un taller para periodistas y funcionarios de la región, a fin de que conozcan los lineamientos generales de APEC y las posibilidades de nuestro país como Economía anfitriona. Todas estas iniciativas, alentadas por los gobiernos regionales, con el apoyo de CEAN APEC y el Ejecutivo, corresponden a una actitud propositiva que augura éxito a las reuniones descentralizadas del Foro APEC 2008.

Fuente: APEC 2008

Enlaces:
- APEC 2008

Publicado el 9 de Abril, 2008, 20:16

...Aquí, quien prestaría dinero a los pobres sin que este pensando si se lo va a devolver o no?, aqui nos falta confiar en el otro y el otro no hacerse "el vivo". Algunos, no es que no quieran pagar, a veces, la situación económica por la que atravezamos no permite cumplir y ser puntuales en nuestros prestamos crediticios. Apostemos por confiar en el otro, muchos lo necesitan y lograremos avanzar dandonos la mano. Hoy por ti, mañana por mi......

__________________________________

El banquero de los pobres

Comenzó prestando 27 dólares a un grupo de pobres y terminó concediendo 6.600 millones de dólares en microcréditos a través de Grameen. Ahora, el premio Nobel apuesta por la empresa social.

07-04-2008 - Las cifras hablan por sí solas de su extraordinaria historia.En 1974, un profesor de Económicas de la Universidad de Chittagong, en Bangladesh, prestó 27 dólares a un grupo de aldeanos sin recursos.Luego creó el Banco Grameen, para garantizar que los pobres tuvieran acceso a préstamos. A lo largo de los 34 años siguientes, ha desembolsado 6.600 millones de dólares distribuidos en pequeños microcréditos concedidos a personas que viven en la pobreza.El año pasado, solicitaron préstamos 7,4 millones de particulares, el 98% de los cuales eran mujeres. La mayor parte del dinero que presta se destina a actividades que generan beneficios, como la venta ambulante o la agricultura. En 1984, Grameen comenzó a suscribir microcréditos para construir y reparar viviendas; desde entonces se han edificado un total de 649.714. El banco ofrece también préstamos a estudiantes y proporciona 50.000 becas para escolares.

Mohamed Yunus se ha convertido en uno de esos seres excepcionales e idealistas cuyo trabajo ha transformado las vidas de millones de pobres. Su banco ha sido objeto de imitación en todo el mundo.Ante semejante logro, la única sorpresa que suscitó el que Yunus y el banco Grameen obtuvieran el Premio Nobel en 2006 fue que a los noruegos les hubiera costado tanto tiempo incluir en su registro de galardonados uno de los éxitos más asombrosos en materia de desarrollo de las últimas décadas. Sin embargo, Yunus, que ahora tiene 67 años, es un hombre inquieto y ha concebido una nueva idea que espera que resulte tan exitosa como las microfinanzas: la empresa social.

Su idea es que las multinacionales reserven fondos para gestionar empresas sin ánimo de lucro, y que luego unos fondos de inversión social y unos mercados de valores sociales comercialicen los productos. Argumenta que el problema del capitalismo es su rígida distinción entre las empresas que persiguen beneficios y las organizaciones benéficas que buscan el bien. Lo que propone es una fórmula triangular: la mentalidad innovadora y dispuesta a asumir riesgos de los hombres de negocios combinada con los objetivos sociales de una ONG.

La idea no es original, pero la influencia de Yunus anima el partido. Primero, porque insiste en que todos los beneficios deben ser reciclados; y, segundo, porque puede llevar su mensaje a lugares donde nadie más puede hacerlo.

Hasta el ejecutivo más duro y receloso hacia cualquier petición de dinero no puede menos que sentirse impresionado por lo que Yunus ha conseguido. Vende su mensaje con un pragmatismo tranquilo y una comprensión tan diáfana de la vida de los pobres como de las estructuras del capitalismo. Se trata de una combinación de idealismo y pragmatismo que podrían recoger tanto los políticos ansiosos por recortar el estado del bienestar como los hombres de negocios que deseen mejorar su imagen. Y, por qué no, dice Yunus, que sostiene que el negocio social podría proporcionar cualquier tipo de servicio, entre ellos la sanidad o la educación.

Si esto de la empresa social suena un tanto vago, su nuevo libro, Creando un mundo sin pobreza: la empresa social y el futuro del capitalismo, está escrito con la intención de que parezca muy sencillo. Está orientado hacia el mercado de bestsellers de los aeropuertos, pero con una diferencia importante: este libro es para quienes sientan remordimientos de conciencia en un vuelo de larga distancia. Yunus se dirige a este sector de la población: el que participa de la creciente sensación de incomodidad que se observa, incluso, entre los capitalistas devotos que dirigen un sistema económico que condena a una gran parte de la población a la miseria absoluta.

Empresas sociales

Yunus recuerda la iniciativa que tuvo Warren Buffet en 2006 cuando donó 3.100 millones de dólares en acciones a la Fundación Gates.«Podía haber creado una empresa social para financiar el seguro sanitario a los 47 millones de estadounidenses que no lo tienen», dice. «Hay mucha gente que quiere oír lo que tengo que decirles, en particular jóvenes ejecutivos; lo llevan en su corazón, pero no han tenido la oportunidad de ponerlo en práctica», añade.

El banquero ya está en negociaciones con multinacionales para crear empresas sociales, entre ellas Veolia y otra no identificada de tecnología de la información, de la que dice que transformará las vidas de los pobres de Bangladesh.

El prototipo de su modelo de empresa social es la sociedad que mantiene con Danone. Puede parecer una pareja inverosímil, pero Yunus habla en términos muy elogiosos de cómo ambas han colaborado para producir un yogur nutritivo y barato que una red de mujeres con bajos ingresos se dispone a vender en Bangladesh. Cumple con el fin social de mejorar la dieta, especialmente la de los niños pobres y el de proporcionar un sustento a las mujeres, pero también con los objetivos de Danone de llevar su marca a los países en vías de desarrollo y mantener su reputación. ¿Es, entonces, un acuerdo en el que ganan todos? Yunus recalca que lo es, pero una no puede menos que observar con cierta preocupación que la historia que ha terminado retratando el libro de Yunus es el sueño de cualquier empresa.

Madeleine Bunting / The Guardian

Publicado el 9 de Abril, 2008, 20:07

Todo el mundo sabe que en China, los Derechos Humanos es letra muerta, firmaríamos un TLC así, o....eso no importa, algunas condiciones podriamos poner para mostrarnos como país solidario para una mejora de vida (derechos humanos) en ese país. El boicot a los Juegos Olimpicos no es por los Juegos sino por lo que "hace" su gobierno, todo lo contrario a lo que representa los Juegos Olimpicos.

____________________________________________

Las Olimpiadas de la vergüenza

Si no se respetan los derechos humanos en el Tíbet, habrá que boicotear los Juegos. Haber elegido Pekín como sede va en contra de la ética de los Juegos.

07-04-2008 - Celebrar unos Juegos Olímpicos supone invocar la historia", declaró Pierre de Coubertin, fundador de las Olimpiadas de la era moderna. Los Juegos Olímpicos que deben celebrarse este verano en Pekín ya suponen invocar el nombre del Tíbet, invocar a monjes budistas vestidos de túnicas color azafrán y a un Dalai Lama amante de la paz y que busca por modos no violentos la libertad para su reprimido pueblo. Sin embargo, las autoridades chinas lo ven de forma totalmente distinta.

Para esas autoridades, el Tíbet forma históricamente parte de China y el Dalai Lama y sus seguidores son unos reaccionarios oscurantistas que van contra el progreso económico y social que en los últimos 58 años ha proporcionado el régimen chino a una cultura atrasada. Según las autoridades de Pekín, todas las protestas de los monjes budistas y de otros tibetanos son fruto de una conspiración orquestada por el Dalai Lama desde Dharamsala, sede de su Gobierno en el exilio. Según la versión oficial china, el Dalai Lama, con ayuda de la CIA, ya dirigió una insurrección violenta contra las tropas chinas, después de que Pekín se hiciera con el poder en la región en 1950. Pero la campaña subversiva fracasó y el Dalai Lama se vio obligado a huir a la India, donde ha vivido exiliado durante medio siglo.

O sea, para los políticos y altos funcionarios de Pekín, el Dalai Lama no es tanto un religioso budista de credo no violento como un rebelde secesionista.

No obstante, después de la ofensiva desatada contra los manifestantes tibetanos en Lhasa, la peor de las dos últimas décadas, Pekín es ahora observado atentamente -y condenado- por la comunidad internacional. Y ello en un momento en que los Juegos Olímpicos están a la vuelta de la esquina. China se teme que las protestas de las últimas semanas puedan apartar al mundo, o a buena parte de él, de las Olimpiadas. El problema tibetano está de nuevo en muchas mentes de todo el planeta.

Es cierto que, en teoría, los Juegos Olímpicos tienen que centrarse en el deporte y no en la política, pero el espíritu olímpico y su promoción comportan la defensa de una determinada ética deportiva y el fomento del respeto a los derechos humanos. Y las pruebas constantes de que en el Tíbet el régimen chino realiza persecuciones y vulnera los derechos humanos no pueden conciliarse con el espíritu que proclama el Artículo 2 de la Carta Olímpica, que busca "el respeto por principios éticos fundamentales universales".

De hecho, el haber elegido Pekín como sede de los Juegos Olímpicos de 2008 sin tener en cuenta la situación de los derechos humanos en China ya va en contra de la ética de dichos juegos, que se basa en "el espíritudel humanismo, la fraternidad y el respeto a los individuos que inspira el ideal olímpico". Esa ética precisa que "los Gobiernos de los países que alberguen los Juegos Olímpicos se comprometen a que sus países respeten escrupulosamente los principios fundamentales de la Carta Olímpica" (Código Ético del COI, E, Relaciones con los Estados).

Ahora, tras los últimos acontecimientos, ha llegado el momento de que los países que se preparan para asistir a los Juegos Olímpicos de Pekín aborden el problema tibetano y animen al régimen chino a hacer honor a sus compromisos olímpicos mejorando la situación de los derechos humanos en ese territorio y en toda China. Sí, las Olimpiadas son un acontecimiento deportivo, pero conllevan el respeto a ciertas normas internacionales y a los valores éticos del olimpismo.

La falta de ilusión que suscitan los Juegos Olímpicos pone de manifiesto el desencanto respecto a los valores éticos que se percibe en la comunidad internacional. Para revitalizar la credibilidad de las Olimpiadas es preciso reformularlas, convirtiéndolas en una plataforma desde la que desarrollar un marco de valores éticos globales que suponga un contrapeso de las descarnadas prioridades económicas y políticas.

Si queremos que la Carta Olímpica tenga sentido en el siglo XXI y que los Juegos Olímpicos sean algo más que un acontecimiento deportivo de índole especulativa, hay muchas razones para que éstos incluyan un imperativo ético que aliente y fomente los derechos humanos, utilizándolos para educar. En manifiesto contraste con el historial del régimen chino en materia de derechos humanos de carácter universal, como los relativos a la pena de muerte, la tortura, la libertad de expresión y la represión en el Tíbet, la Carta Olímpica y el Código Ético mencionan explícitamente el concepto de derechos humanos y aluden a la "conservación de la dignidad humana", al "desarrollo armonioso del ser humano", al "respeto por principios éticos fundamentales universales" y a la "dignidad del individuo".

No debemos olvidar que el objetivo del olimpismo es situar en todo momento el deporte al servicio del desarrollo moral del hombre, con vistas a establecer una sociedad no violenta preocupada por la conservación de la dignidad humana. En consecuencia, ha llegado el momento de exigir a China que, si va a albergar un acontecimiento internacional tan importante como los Juegos Olímpicos de verano de 2008, rinda cuentas a sus socios extranjeros. Los líderes chinos deben comprender que, si se niegan a respetar los derechos humanos en el Tíbet, se enfrentarán a una campaña extremadamente vigorosa, implacable y omnipresente, seguida de un boicot a las Olimpiadas.

El boicot de los Juegos Olímpicos tiene una larga historia. En 1976, veintiséis países africanos boicotearon los de Montreal por la participación en los mismos de Nueva Zelanda, que en ese momento seguía teniendo relaciones estrechas con el régimen racista surafricano. En 1980, Estados Unidos lideró un amplio boicot contra los Juegos Olímpicos celebrados en Moscú. A ese boicot se sumaron Japón, Taiwan, Alemania Occidental, Canadá y otros sesenta y un países.

El mundo está convocado a acudir a Pekín este verano para la celebración de las Olimpiadas. Por el momento, ningún Estado importante ha accedido a boicotearlas. Sin embargo, los ciudadanos de muchos países apoyarían a sus Gobiernos si éstos llegaran a adoptar esa medida.

En 1936, Avery Bundage, presidente del Comité Olímpico Internacional, manifestó sus dudas ante lo que creía rumores diseminados por conspiradores judíos sobre la existencia de campos de concentración en la Alemania de Hitler, y decidió que las Olimpiadas debían celebrarse allí, a pesar del carácter totalitario del régimen nazi. Al contrario que en 1936, hoy en día los ciudadanos del mundo saben a ciencia cierta lo que está ocurriendo entre bambalinas en el Tíbet. Por eso ha llegado el momento de que todos los personajes públicos del mundo actual hagan oír sus voces disidentes en nombre de quienes no pueden permitirse ese lujo en el Tíbet a causa de la represión china. Ha llegado el momento de decir "no" a las Olimpiadas de la vergüenza.

Ramin Jahanbegloo, filósofo iraní, es catedrático de Ciencias Políticas en la Universidad de Toronto. Traducción de Jesús Cuéllar Menezo.
El Pais

Publicado el 9 de Abril, 2008, 19:43

Y nos llegó la Encuesta de la Univ. de Lima; la bajada de aprobación al Presidente es muy baja,

el pueblo esta hablando fuerte y claro, la Encuesta lo refleja. No debe haber oidos sordos a las

necesidades apremiantes, el alza y la especulación han sido temas de estos últimos días para

que se den estos resultados.

-